Habitantes de la urbanización Campo Elías en Ejido, no aguantan más la presencia de busetas en su estacionamiento.

Más de 60 años tiene de fundada la Urbanización Campo Elías, ubicada en la parroquia Matriz de la ciudad de Ejido en el estado Mérida, específicamente en la parte de atrás del Santuario de San Buenaventura (Iglesia Matriz), la cual desde sus inicios siempre contó con un amplio estacionamiento, el cual han visto como a través del tiempo y por la anarquía de buseteros y taxistas se ha convertido  en un dolor de cabeza para los habitante de este importante sector de la geografía Ejidense.

Habitantes de la citada urbanización que pidieron resguardas su identidad, manifestaron que el estacionamiento no da para más, indicaron que primero la municipalidad permitió que una línea de taxis comprara una casa residencial que ahora es la sede de esta línea y por lo tanto se adueñaron de la mitad del estacionamiento.

Ahora también los miembros del transporte de la Línea Unión, paran sus vehículos en este estacionamiento, lo que genera desorden, contaminación sónica y además contaminación por la emanación de monóxido de carbona al dejar los buses encendidos. Indicaron además que ven con preocupación cómo obstaculizan la entrada a sus residencias ya que muchas veces ni espacio para que pasen otros vehículos dejan.

Llamado a la Alcaldía y Consejo Municipal de Campo Elías.

Los habitantes de la Urbanización Campo Elías, hacen el llamado a la Comisión de Transporte, así como a la oficina de vialidad y transporte, así como al Alcalde la ciudad Simón Pablo Figueroa, para que se aboquen a buscar una solución a este problema que de un tiempo para acá se hace insoportable ante la actitud irresponsable de algunos conductores del transporte público, toda vez que en este sector está ubicada la U.E. Gran Mariscal de Ayacucho, lo que genera preocupación ya que los niños se ven expuestos en el tiempo de clases. (JLSA CNP 23957)